Evaluación de centolla en costas fueguinas

COMPARTIR

El Chiyo Maru lleva en su haber más de diez mareas, desde 2017 a la fecha y el volumen de datos recolectados por los observadores a bordo aún se encuentra siendo analizado por el Instituto de Investigación Pesquera.

Los datos recolectados a bordo son fundamentales para identificar la variabilidad temporal de la especie.

USHUAIA.- El Ministerio de Producción y Ambiente de la provincia otorgó a la empresa Crustáceos del Sur S.A. un permiso de pesca con fines de investigación para el buque pesquero Chiyo Maru (Matrícula 02987), para operar en la zona atlántica oriental de la Provincia de Tierra del Fuego dentro del lapso de cuarenta y cinco días.

La medida fue oficializada mediante resolución 2490/20 del 22 de octubre pasado publicada en el boletín oficial, donde se establece que se extiende una eximición de pago, en virtud de que el operativo se realizará en el marco del «Plan de Campaña de Evaluación de Centolla (Lithodes santolla) Área Sur Temporada 20-21.

En junio del año pasado, el Consejo Federal Pesquero decidió otorgar por dos años más el permiso experimental del centollero Chiyo Maru perteneciente a la firma de capitales rusos Crustáceos del Sur S.A. en las áreas fijadas por dicho organismo.

Según lo informado por el Instituto de Investigación Pesquera, el Chiyo Maru lleva en su haber más de diez mareas, desde 2017 a la fecha y el volumen de datos recolectados por los observadores a bordo, en todas las mareas aún se encuentra siendo analizado por el Instituto, y será fundamental para identificar la variabilidad temporal de la distribución espacial y estimar los parámetros biológicos de la especie.

De esta manera, el buque cuenta con una autorización para la realización de lances de pesca mediante el uso de trampas para la captura de crustáceos litólidos de acuerdo con el diseño y la planificación de campaña elaborados por el INIDEP, pudiendo el permisionario disponer de la captura una vez tomadas las muestras y la información requerida en función de los objetivos de la campaña, debiendo utilizar para la descarga el Puerto de Ushuaia.

No obstante, el permisionario deberá afrontar el Pago de Arancel Único de Extracción a la Provincia, por la captura efectuada de acuerdo a los cupos determinados por la Coordinación Pesquera para la presente campaña de prospección.

Además se estableció que para realizar operaciones de pesca dentro del área marítima indicada el Buque Pesquero Chiyo Maru deberá contar con la presencia a bordo de al menos un Observador Pesquero enviado por el INIDEP o por este Ministerio de Producción y Ambiente de la provincia.

La empresa está obligada a colaborar con la Autoridad de Aplicación para el control del cumplimiento de las disposiciones reglamentarias vigentes, así como para el seguimiento informativo de la pesquería, proporcionando las estadísticas y muestras biológicas que le fueran requeridas, permitiendo el embarque de inspectores y de observadores pesqueros así como la toma de muestras biológicas (organismos capturados, enteros o sus partes) e información sobre la captura y/o el desembarque.