Piden indagatorias por la muerte de Tomás Delamata

Compartí en tus redes!

Los dos jóvenes que estaban con Tomás Delamata el 13 de marzo de 2018, cuando ocurrió su trágica muerte, podrían ser convocados a indagatoria, atento a que existen elementos que contrarían lo que en su momento le dijeron a la Justicia respecto a lo ocurrido ese día. “Hay elementos para citarlos”, dijo el abogado de la querella, Luis Felipe Ricca.

RIO GRANDE.- Una nueva investigación que se realiza en torno a la muerte de Tomás Delamata, se encamina a dilucidar lo que realmente sucedió en el departamento de calle Mendoza al 2300, en la Capital Federal, el 13 de marzo de 2018 cuando el joven cayó de un tercer piso y falleció.

Los padres de Tomás siempre descartaron la hipótesis del suicidio.

Este año, los abogados Luis Felipe Ricca y Roberto Daray, constituidos como parte querellantes, en representación de los padres de Tomás, lograron que la causa sea desarchivada por resolución de la Cámara del Crimen, que ordenó realizar una investigación y a partir de ello, se pudieron obtener elementos donde uno de los dos jóvenes que acompañaban esa noche a Tomás Delamata le confió a amigos que ese día discutieron y que lo empujó, provocando que cayera de la ventana.

El doctor Ricca dijo que existe “suficiente estado de sospecha para recibirles declaración indagatoria” a los dos imputados, en base a una serie de elementos de pruebas de testimonios y de mensajes de WhatsApp, donde uno de los jóvenes que estaba con Tomás reconoce lo que sucedió, pero que nunca lo declaró en la causa.

El expediente en el que investiga la muerte de Tomás Delamata se instruye en  el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N° 49, a cargo de la jueza Ángeles Gómez Maiorano, quien luego de cinco meses de tenerla en su poder resolvió cerrarla y proceder a archivarla. Sin embargo, Fabio Delamata y su esposa Norma, decidieron contratar a dos abogados para poder constituirse como querellantes y establecer lo que realmente sucedió ese día.

Norma, la madre, insiste en que los hechos no ocurrieron como lo decidió la Jueza y que sucedió algo con las otras dos personas que estaban con su hijo, pero que ninguno de ellos quiere reconocer. Al respecto, el abogado Felipe Ricca, dijo que él y su colega Daray, le pueden dar la tranquilidad a ella que se pudo dilucidar lo que sucedió. “En sede judicial puede resultar difícil probarlo, pero tenemos la tranquilidad que hemos podido desentrañar lo que sucedió con Tomás”.

La dificultad de poder llegar a la verdad de lo que ocurrió, es que en el departamento Tomás estaba con otros dos jóvenes, no existe otro testigo directo y que éstos decidieron hacer una suerte de “pacto de silencio”, el cual de a poco se comienza a debilitar y posibilita que las dudas de la madre no sean tales.

A las pruebas colectadas a través de mensajes de WhatsApp, se agregó el testimonio clave de una mujer que trabaja en una fábrica de Río Grande, quien dijo haber escuchado una conversación de su jefe que le llamó la atención, resultando ser éste el padre de uno de los jóvenes que estaba con Tomás Delamata en el departamento, el día del hecho y que, curiosamente viajó de urgencia a la Capital Federal, enterándose de lo sucedido antes que los padres de la víctima.

Cabe indicar que los padres jamás creyeron en la posibilidad de un suicidio o de una caída accidental del propio Tomás. Fabio Delamata, su padre, dijo que la hipótesis de un suicidio no es comprensible, porque eso no se condice con la actitud de Tomás, que era un joven que tenía proyectos, que siempre miraba hacia delante y con quien siempre había una comunicación diaria.

Norma la madre, en tanto, en un profundo desconsuelo, no pierde la esperanza en que alguno de los que estuvo con Tomás ese trágico día, se quiebre y diga toda la verdad de lo que sabe.

El hecho

El 13 de marzo de 2018 Tomás Delamata falleció a raíz de las heridas que sufrió tras una caída de 16 metros desde el tercer piso de un edificio ubicado en Mendoza y Vuelta de Obligado, en el barrio porteño  de Belgrano.

Oriundo de Río Grande, el joven tenía 19 años y ese mismo año había iniciado estudios universitarios. Su muerte tuvo una fuerte repercusión en esta ciudad, ya que junto a un grupo de jóvenes, Delamata fue el creador del colectivo cultural “Barras de Hielo”, organizando eventos que convocaban a cientos de adolescentes inmersos en esta cultura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *