Centro Municipal: alta médica de adultos mayores

COMPARTIR

Se trata de 6 residentes del Centro “San Vicente de Paul” que hoy recibieron el alta. Sus edades oscilan entre los 85 y 92 años. “No hay más que palabras de agradecimiento”, expresaron al dejar el lugar.

RÍO GRANDE.- El Municipio de Río Grande, a través de la Secretaría de Salud, informó que hoy seis pacientes adultos mayores residentes del Hogar “San Vicente de Paul”, que estaban internados en el Centro Municipal de Cuidados para Pacientes Leves de COVID-19, salieron recuperados.

Seis personas de entre 85 y 92 años de edad, que fueron recibidos en el Centro, donde permanecieron al cuidado del personal de salud municipal y hoy ya egresaron del lugar.

Al respecto, Elba Nimer, la responsable del mencionado Hogar, indicó: “estamos muy agradecidos, porque transitamos este período muy acompañados. Desde marzo, al inicio de esta situación, el Municipio nos brindó todo el acompañamiento y más. Nunca nos sentimos solos y eso lo queremos destacar”.

En relación al primer contacto con el virus y la incertidumbre que esto generó en la población del hogar de adultos mayores, Nimer detalló que, “era una situación inédita, desconocida para todos y no sabíamos cómo la íbamos atravesar. Cuando hicimos el hisopado y dio positivo, lo primero que hice fue llamar al Intendente y él enseguida organizó todo para que nos cuiden. El Municipio siempre estuvo ante cualquier requerimiento que tuvimos. No hay palabras para agradecer la manera en que nos han atendido”.

El intendente Martín Perez inauguró el Centro Municipal de Cuidados con el objetivo de que los pacientes leves o asintomáticos de COVID-19 transiten la cuarentena de manera segura, y que estén aislados de sus convivientes o de otras personas, con el fin de aplanar la curva de contagios y ayudar a descomprimir la demanda en el hospital local.

Cabe recordar que el ingreso al Centro Municipal de Cuidados se trabaja en coordinación con el Ministerio de Salud de la Provincia, a través del Hospital Regional Río Grande. El nosocomio local determina cuáles son los pacientes que están aptos para recibir una atención leve, y procede a la derivación ya que cuentan con los análisis clínicos necesarios y el conocimiento actualizado del de estado salud de cada persona.

El Centro está totalmente equipado para garantizar a los pacientes una rehabilitación segura, cuenta con médicos y enfermeros que los atienden en guardias de 24 horas. Además, el lugar cuenta con 24 camas con oxígeno; oxímetros de pulso; tensiómetros; electrocardiógrafo; sueros; broncodilatadores; desfibrilador; stock de medicamentos intravenosos y orales; y el equipamiento necesario para realizar sostén vital avanzado en caso de cuadro grave.