Un estudio demostró que las personas con letra fea son más inteligentes

Compartí en tus redes!

Según la investigación, la letra revela qué tiene más importancia en el cerebro: si la información que se procesa o si el hecho de estar preocupado por escribir con linda letra.

Los resultados concluyeron que si tu letra no es tan bonita o no es legible, significa que sos más inteligente que los demás. Eso es así, ya que tener fea caligrafía es sinónimo de un pensamiento rápido.

Howard Gardner es creador de la Teoría de las Inteligencias múltiples y apoyó esta conclusión al señalar que una persona con agilidad mental tendrá una escritura mucho más veloz y ágil, con rasgos indefinidos y hará abreviaciones en las palabras.

Gardner propuso también que la vida humana requiere del desarrollo de varios tipos de inteligencia. Por lo tanto, si tu letra no es clara significa que tenés un cociente intelectual alto.

Por otro lado, diversos estudios han demostrado los múltiples beneficios que tiene para la salud escribir en modo manual, es decir sin ninguna tecnología mediante.

Beneficios de escribir a mano

Estimula el cerebro
Diversos estudios demostraron que cuando escribimos se activan en el cerebro tres procesos: el área visual, las habilidades motoras y las capacidades cognitivas. También agiliza la memoria y favorece la creatividad de modo diferente al escribir con un teclado.

Responsabilidad y autonomía
Otro de los grandes beneficios que supone escribir en forma manuscrita es la responsabilidad y autonomía, ya que al hacerlo debemos estar concentrados, haciendo foco en la actividad y atendiendo el uso de los espacios en la hoja.

Concentración
Escribir de puño y letra favorece la concentración, ya que al hacerlo mediante la pantalla estamos expuestos a otros estímulos, como las publicidades o aplicaciones. Hacerlo en un papel supone que nos involucremos de lleno, prestándole atención pura y exclusivamente a la actividad realizada en ese momento.

Reflexión e ideas nuevas
El momento de estar cara a cara con un papel hace que nuestras ideas fluyan de maneras impensadas. Escribir a mano hace que pensemos mejor y se esclarezcan algunas ideas que en principio pueden estar algo confusas. Hacerlo de esta manera otorga cierta paz y tranquilidad al momento de escribir, y muchos especialistas aseguran que puede llegar a ser un momento terapéutico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *