Gobierno defiende su postura ante la polémica con Chile por los límites de la plataforma marítima

Compartí en tus redes!

En el Gobierno evalúan que el decreto de Piñera se debe a la campaña electoral de ese país. La Cancillería, a cargo de Felipe Solá, prepara una nota formal para enviarle al canciller chileno, Andrés Allamand.

BUENOS AIRES (NA).- El Gobierno considera que tiene la razón y fuertes argumentos a favor en la polémica que se abrió por el decreto del presidente de Chile, Sebastián Piñera, que fijó los límites del área marítima de su territorio en superposición con los de la Argentina y atribuye la medida a una cuestión electoralista.

Fuentes de la Cancillería adelantaron a NA que están preparando una nota formal para enviarle al canciller chileno, Andrés Allamand, pero remarcaron: “Esta vez nosotros hicimos las cosas bien. Nos asiste la razón”.

Al respecto, explicaron que la delimitación de la plataforma continental argentina es producto de un trabajo que “se viene haciendo desde 1997” y subrayaron: “En 2009 se presentó en la ONU. En 2017 la ONU lo validó y recién ahí lo convertimos en ley, difundimos el mapa y eso generó molestia en Chile”.

En ese contexto, en el Gobierno evalúan que el decreto de Piñera se debe a la campaña electoral de ese país, donde el 21 de noviembre próximo se elegirá al próximo presidente; pero deslizan que la decisión igualmente los sorprendió.

Según supo NA, la sorpresa en el Gobierno del presidente Alberto Fernández se debió a que días atrás hubo autoridades argentinas que estuvieron en contacto con Allamand y el canciller chileno no les había anticipado nada sobre el decreto de Piñera.

En las últimas horas, Allamand afirmó que se pondrá en contacto con el canciller Felipe Solá porque “esta diferencia deberá ser resuelta a través del diálogo”, y en el Palacio San Martín indicaron a Noticias Argentinas que están a la espera de esa comunicación y dispuestos a escuchar, aunque ratifican su postura.

El último sábado, la Cancillería argentina emitió un comunicado en el que acusó a Chile de pretender “apropiarse de una parte de la plataforma continental argentina y de una extensa área de los fondos marinos y oceánicos, espacio marítimo que forma parte del Patrimonio Común de la Humanidad de conformidad con la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar”.

“Consecuentemente, la citada pretensión chilena no es aceptable para la República Argentina y plantea una situación que corresponderá resolver a través del diálogo en defensa de los derechos argentinos, de acuerdo a la histórica hermandad de nuestros pueblos y el derecho internacional”, sentenció la cartera que conduce Solá.

La medida, que había sido publicada el viernes en el Boletín Oficial chileno con fecha 23 de agosto, expone una superposición en la delimitación territorial de soberanía de ambos países, lo que oficializa un nuevo diferendo territorial con la nación trasandina.

El propio Piñera salió a responderle a la Cancillería un día después al asegurar que su país “lo que está haciendo es ejercer su derecho y declarar su plataforma continental”, y sostuvo que eso implica “ejercer su derecho de acuerdo al derecho internacional, que es lo que todo país debe hacer”.

Por su parte, el canciller chileno afirmó: “Chile no concuerda con la Cancillería argentina en que la actualización pretenda apropiarse. Nadie se apropia de lo que le pertenece. La llamada plataforma continental jurídica que llega hasta las 200 millas le pertenece a Chile en pleno derecho desde el principio simplemente porque tenemos la calidad de estado ribereño”.

En tanto, el Parlasur tiene previsto convocar a una “mesa de diálogo” con Chile según anunció el vicepresidente de ese organismo, el argentino Oscar Laborde, quien expresó: “Queremos armar una mesa de diálogo para contactarnos con las autoridades chilenas y solucionar este tema con diálogo e intercambio”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *