Actualidad

Dora Barrancos: “Será ley y es inminente”

La socióloga e investigadora del CONICET disertó en la Casa de la Cultura de Río Grande. En una sala repleta, Barrancos habló por casi una hora acerca de las políticas de Estado en cuestiones de género. Entre otras premisas, afirmó: “Es fundamental modificar las currículas educativas para prevenir la violencia”.

RIO GRANDE.- La charla se tituló “Estado y políticas públicas en cuestiones de género”. En su presentación, la reconocida socióloga, historiadora, feminista y actual asesora presidencial, Dora Barrancos, junto al sociólogo e investigador principal del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), Fortunato Mallimaci, disertaron sobre las diferentes conquistas a nivel legal, social y económico alcanzadas en cuestiones de género. Además de las que aún faltan.
La charla estuvo organizada por la Universidad Nacional de Tierra del Fuego, la Secretaría de la Mujer de la Municipalidad de Río Grande y la Asociación Fueguina Universitaria de Docentes e Investigadores (AFUDI – CONADU).
La conversación se desarrolló a sala llena en la Casa de la Cultura de Río Grande. Junto a Barrancos y Mallimaci estuvieron el intendente Martín Pérez, el rector de la UNTDF Juan José Castelucci, funcionarios, autoridades del ámbito municipal y provincial, docentes, investigadores, estudiantes, comunicadores y público en general.
El objetivo fue generar un espacio de reflexión sobre el accionar del Estado frente a las temáticas de género y sexualidades, tendientes a la conformación de una sociedad más igualitaria e inclusiva.
La socióloga hizo un recorrido histórico que abarcó las diferentes luchas de las mujeres por alcanzar la igualdad de derechos: “Hasta 1921 había una figura legal que contemplaba el asesinato por honor. Es decir, se entendía que un hombre pudiera asesinar a su esposa por encontrarla adúltera o a su hija por mancillar su honor”, ejemplificó la socióloga.
Luego habló acerca de la llegada del voto femenino y la histórica sesión del Congreso, que la propia Eva Duarte presenció: “Creo que durante la sesión en la que se sabía que iba a salir el voto, Eva debe haber pensado ‘yo voy a estar ahí, a mí no me van a meter el perro’… porque Eva no se autoproclamaba feminista. Pero todas sus políticas, toda su labor, iba dirigida a las mujeres y a los niños”, dijo Barrancos.
Además, la historiadora argentina recalcó otros momentos definitivos, como los censos que incluían a la mujer por primera vez o la modificación del Código Civil, que permitía a las mujeres disponer de sus bienes sin firma aprobatoria de esposo o padre.
Finalmente, Barrancos destacó el rol del Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad para comenzar a generar políticas inclusivas y que ayuden a revertir la complicidad estatal que a lo largo de los años existió en lo referente a violencias de género.
“El Estado y las instituciones pueden empeñarse en finiquitar la brutalidad de la violencia contra las mujeres, en abrir el mercado laboral para la participación de más mujeres y más personas que están dentro de los estatutos de la diáspora sexo genérica, en tener protocolos, en aplicar la Ley Micaela, en incluir y concientizar a la comunidad, etc. Pero todo esto no alcanza. Es fundamental modificar la malla curricular educativa. Que la educación siga distinguiendo sujetos femeninos y sujetos masculinos es aberrante. No se puede seguir sosteniendo que haya una instrucción en la escuela que dé significado particular a las tareas típicas de las mujeres y las tareas típicas de los varones. Esto es avalar la violencia” destacó Barrancos.
“Abogo para que en comunidades como estas exista la posibilidad de crear unos Institutos de Prevención de la Violencia. Que se sitúen en barrios que se haya constatado menor accesibilidad y mayor cantidad de casos de violencia, y en donde haya representaciones de abogados y abogadas, psicólogos y psicólogas, trabajadores y trabajadoras sociales, todos expertos en materia de género y con participación de las mujeres organizadas de esas comunidades. Un lugar donde las mujeres se puedan cabildear. Y porqué no, con un tratamiento inclusivo pedagógico para el golpeador” auguró la referente feminista.
Por su parte, el Dr. Fortunato Mallimaci sostuvo: “Hablar de los temas de género es hablar también de cómo se conformó en nuestra sociedad y en nuestro país el Estado y las políticas públicas; y es saber que esas políticas públicas dependen del Estado, de los partidos políticos y también dependen muchísimo si los pueblos, las poblaciones, los trabajadores y las trabajadoras y los estudiantes participan, son activos y dicen sí o no a esas políticas de los que gobiernan”.
Finalmente, al momento de las preguntas, ante la consulta de las presentes sobre la legalización del aborto, Barrancos respondió: “Será ley y es inminente. En los próximos días estoy segura que vamos a tener novedades al respecto” dijo, en referencia al proyecto que dos días después anunció en su discurso el presidente Fernández.

Convenio de cooperación
Durante la visita de Barrancos y Mallimaci, el Intendente de la Municipalidad de Río Grande y el Rector de la UNTDF firmaron un Convenio Marco de Colaboración y Cooperación Institucional.
El mismo surge de la necesidad de fortalecer y ampliar los alcances de las relaciones institucionales. El convenio posibilitará la realización de programas para la ejecución conjunta y coordinada de proyectos de investigación, docencia, extensión, consultorías, pasantías estudiantiles y cualquier otra actividad en áreas de mutuo interés. “Creemos que es fundamental seguir trabajando para mejorar la excelencia académica, pero sobre todo para el desarrollo territorial. Es claro el modelo de diversidad e inclusión que venimos proponiendo; queremos trabajar para que mejore la vida de los fueguinos” expresó el Rector de la UNTDF.
Asimismo, la Dra. Dora Barrancos fue declarada Huésped de Honor por el Municipio de Río Grande.