Política

Melella dio marcha atrás con el proyecto de emergencia

El gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, mantuvo un encuentro con los legisladores provinciales a quienes les confirmó que retirará el polémico proyecto de emergencia, tras una jornada plagada de críticas y rechazos. Ante esa decisión se aplazó la sesión que se iba a realizar hoy y finalmente se llevará a cabo el próximo viernes 27.

Melella y Urquiza durante la reunión con legisladores oficialistas y opositores.

USHUAIA.- El gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, reconoció que retirará el proyecto de Ley de Emergencia que presentaron ante la Legislatura provincial, a partir de las críticas y el rechazo que provocó la norma en diversos sectores políticos, sociales y sindicales.
Así, expresó que “cuando nos equivocamos, tenemos que hacernos cargo. Tuvimos muy pocos días para acceder a la información. La gente nuestra vio el endeudamiento y lo complicada que está la provincia y armó este proyecto”.
“Decidimos suspenderlo y hacer un proyecto de ley que tenga el consenso de todos. No queremos ir contra las autonomías ni en contra de los jubilados ni de los trabajadores”, aclaró a partir de las críticas recibidas.
Dijo a su vez que “nos hacemos cargo de lo que estuvo mal y llamamos al consenso, porque necesitamos herramientas para movernos con mayor libertad, ante una situación muy complicada como la que atraviesa la provincia”.
“Yo reconozco el error y nos hacemos cargo. Valoro el trabajo de los equipos técnicos porque son los que están todos los días buscando los recursos para cumplir con los compromisos”, precisó a modo de respaldo para quienes redactaron la norma.
Finalmente, y ante las críticas recibidas, se sinceró al asegurar que “yo me pongo en el lugar de Martín Pérez o de Elisa Dietrich y hubiera reaccionado de la misma manera, por eso volvimos hacia atrás. Algunos dicen que es un gesto de debilidad, pero si metimos la pata, la metimos”.

Sesión suspendida
Tras el revuelo que causó el proyecto de Ley de Emergencia, y ante las críticas que la iniciativa cosechó, el gobernador Gustavo Melella y la vicegobernadora Mónica Urquiza encabezaron una reunión con los legisladores donde se ratificó la decisión de Melella de retirar el proyecto.
Asimismo, convocó a los presentes a trabajar en una propuesta consensuada con el fin de elaborar un proyecto superador. Por tal motivo, se confirmó que la sesión legislativa prevista para este jueves se difirió.
En efecto, los legisladores tienen previsto sesionar el viernes 27 del corriente mes. Lo que aún no se sabe es si en esa sesión se presentará un nuevo proyecto de Ley de Emergencia o si, por el contrario, solo se tratarán los restantes temas previstos.
Tras el encuentro, el jefe de gabinete, Agustín Tita, destacó “el compromiso y el trabajo” de los legisladores que acudieron a la reunión llevada a cabo en Casa de Gobierno y confirmó que “mañana (por hoy) no habrá sesión”.
“Entendimos que hay varias cuestiones que deben ser modificadas y evaluadas”, dijo y añadió: “Ahora comenzamos un trabajo en conjunto con el fin de lograr el mejor proyecto de ley para la provincia de Tierra del Fuego”.
En relación a los cuestionamientos recibidos, el funcionario sostuvo que “nos hacemos cargo de lo que estuvo mal y por eso decidimos retirar el proyecto y llamar a los distintos sectores para llegar a un consenso. Está claro que necesitamos la Ley de Emergencia porque lo necesita la provincia. La situación es muy complicada y hacen falta herramientas para alcanzar soluciones urgentes”.
“Nosotros no vamos a ir en contra de los jubilados y trabajadores que menos ganan. Sí tenemos que generar recursos para que la Caja sea sustentable, para poder avanzar e incluso para generar una mejora salarial de todos los trabajadores y las trabajadoras”, sentenció.
Finalmente, Agustín Tita aseveró que “también debemos atender de manera urgente la cuestión de infraestructura porque las escuelas se caen a pedazos y los hospitales están muy complicados”.