Policiales

Joven fue culpado de las muertes de sus hijos por un error pericial

Se trata de Johan Franco Lazarte, hoy con 28 años, y quien perdió a sus dos hijos de 5 y 3 años en un trágico incendio en el asentamiento el 13 de mayo de 2017. Fue responsabilizado del hecho y del previo abuso de uno de ellos, pero 2 años después un informe desmiente las resoluciones de la perito del Poder Judicial que lo implicó.

Ahora se aguarda que el juez Cesari Hernández resuelva el sobreseimiento definitivo de Lazarte.

RIO GRANDE.- El trágico incendio del 13 de mayo de 2017 fue un hecho desgraciado en el que un nene de 5 años y una nena de 3 murieron en su pequeña casa del asentamiento, no terminando la desgracia allí para la joven familia que había llegado del norte, cuando el padre de los menores, Johan Franco Lazate por ese entonces con 26 años fue detenido.
Es que en la autopsia, la forense del Poder Judicial aseguró observar semen y hasta “espermatozoides” en las zonas privadas de la niña, además de señales de abuso, lo que inició un proceso judicial que terminó con el padre de los niños detenido y procesado por el delito de “abuso sexual calificado y doble homicidio culposo”.
A Lazarte no se lo pudo responsabilizar -en ese entonces- de causar el incendio intencionalmente “para ocultar el abuso” tal hipótesis acusatoria que se manejaba por esos días, en razón de que la pericia en la casa había determinado que el incendio fue por una falla de la precaria instalación eléctrica.
Lazarte incluso asistió al funeral de los niños custodiado por una división de penitenciarios, que en ese momento lo tenían a resguardo, llevándose a cabo un operativo de seguridad importante en el sepelio.
Habiendo tolerado todo esto, finalmente en diciembre del 2017 Lazarte tuvo que ser excarcelado por una orden de la Cámara de Apelaciones, a pesar de que el juez de Instrucción Daniel Cesari Hernández se resistía a ello, e incluso con intenciones de elevar la causa a juicio.
Un examen de ADN no encontró rastros genéticos del imputado en la menor, por lo que la acusación comenzaba a desvanecerse. Esta acción fue llevada por los abogados Francisco Giménez y Pedro Fernández.
Los abogados reclamaron un informe patológico al cuerpo de peritos de la Corte Suprema de la Nación, del cual fueron notificados finalmente en las últimas horas respecto de que es totalmente negativo en cuanto a señales de abuso en el cuerpo de la niña.
Aparentemente la forense confundió semen con una secreción propia del cuerpo de la menor, a causa de la exposición del cuerpo a la alta temperatura, lo cual asimismo ocasionó lesiones y quemaduras, que fueron confundidas con señales de abuso sexual.
Ahora el juez de Instrucción Daniel Cesari Hernández deberá dictar el sobreseimiento definitivo de Lazarte, mientras sus defensores ya evalúan la posibilidad de una fuerte demanda al Estado por las eventuales negligencias procesales en la causa que afectaron la vida de este hombre en medio de una tragedia familiar.