Política

Protesta de movimientos sociales

“Venimos planteando hace tres años que la situación se viene agravando, que es necesario resolver el problema del hambre, y la verdad es que con la disparada del dólar y el aumento de los precios ya es impostergable”.

BUENOS AIRES (NA).- Integrantes de movimientos sociales llevaron adelante ayer una jornada de protestas en distintos puntos del país para reclamar que el Gobierno declare la emergencia alimentaria en medio de la crisis económica y la devaluación del dólar.
Durante la mañana, militantes de la Corriente Clasista y Combativa (CCC), CTEP, Barrios de Pie, FOL y el Polo Obrero, entre otras organizaciones, ocuparon la zona y dejaron libre del carril del metrobus, a la espera de ser recibidos por la ministra del área, Carolina Stanley.
Luego, por la tarde, instalaron carpas y anunciaron que la protesta continuará hasta mañana.
Según supo NA de fuentes de la Policía de la Ciudad, no se procedió al desalojo del acampe “debido a que hay menores en el lugar”.
En tanto, en horas del mediodía, otro grupo de militantes marchó hasta el Palacio Legislativo, donde tuvo lugar una jornada de debate organizada por diputados opositores, quienes recibieron a dirigentes de los movimientos sociales.
En esa audiencia, los legisladores le reclamaron al Gobierno que declare por decreto la emergencia alimentaria y advirtieron que en caso contrario convocarán para la semana que viene a una sesión especial para intentar aprobar un proyecto de ley en ese sentido.
El jefe de la CTEP, Juan Grabois, afirmó que se trata de “un problema humanitario” y que por eso el presidente Mauricio Macri “tiene que sacar” la emergencia alimentaria por decreto “hoy”.
“Sería mejor que el presidente lo saque por decreto. Si tiene tiempo para firmar decretos para importar basura, quitándole el trabajo a cartoneros, entonces que firme un decreto para la emergencia alimentaria porque el hambre no puede esperar”, consideró en la audiencia desarrollada en el Salón Delia Parodi de la Cámara de Diputados de la Nación, en momentos en que se desarrollaba una movilización en las puertas del Congreso.