Gremiales

A cuarto intermedio los mercantiles

La Cámara de Comercio de Río Grande asegura que sus afiliados no están en condiciones de hacerle frente al incremento salarial acordado en todo el país al que hay que sumarle un adicional por zona local. La negociación con el Centro Empleados de Comercio continuará en los próximos días.

Daniel Rivarola (CEC) pide se pague el adicional salarial.

RIO GRANDE.- El Centro Empleados de Comercio (CEC) y la Cámara de Comercio e Industria de Río Grande pasaron a cuarto intermedio en la negociación por el incremento salarial del presente año para el sector mercantil.
Hace menos de una semana, la Federación de Trabajadores de Comercios y Servicios (FAECYS) y las cámaras empresariales acordaron un aumento salarial del 30%, que se cobrará en cuotas y que contiene sumas no remunerativas.
El acuerdo establece que a partir de septiembre próximo el aumento salarial se aplicará en cuotas bimestrales de la siguiente forma: 4,5% en septiembre, 4,5% noviembre, 4,5% enero y 4,5% marzo, respectivamente, sobre la escala salarial básica de marzo de 2019.
El acuerdo contará de una asignación extraordinaria, de carácter remunerativo y no acumulativo, por única vez, que se pagará en cinco cuotas bimestrales, a partir de mayo del 4,5%, 4,5% julio-agosto de este año y 3% en marzo del 2020.
El aumento para los empleados de comercio, que superan al millón de trabajadores en todo el país, tendrá una nueva revisión en enero próximo, pero podría adelantarse si la inflación supera los acuerdos alcanzados.
En el caso de Tierra del Fuego, la discusión pasa por el plus de zona que se debe anexar al porcentaje acordado para todo el país. Ese punto es el que comenzaron a discutir tanto el gremio como la cámara que nuclea a los comercios de la ciudad.
Por ahora no hay acuerdo. Desde la Cámara de Comercio aseguran que no están en condiciones de hacerle frente al incremento salarial en las condiciones estipuladas y la postura del CEC es inflexible respecto del pago del adicional fueguino.
Ante esta situación, las partes decidieron pasar a cuarto intermedio para seguir negociando, con la voluntad de llegar a un acuerdo que reestructure los salarios de acuerdo al golpe inflacionario que atraviesa la provincia.