Actualidad

Gas en tres barrios de la Margen Sur

En Río Grande avanzan las obras de red de gas para que 4.728 vecinos de los barrios Argentino, Mirador y Arraigo Sur, de la Margen Sur, accedan al servicio de gas natural.

Los trabajos de tendido de la red de gas en tres barrios de la Margen Sur.

RIO GRANDE.- Con una inversión de más de 30,2 millones de pesos, se ejecutan las obras de tendido de red de gas en los barrios Mirador, Argentino y Arraigo, en el sector de la Margen Sur, para que la gente pueda así acceder a la conexión domiciliaria de ese servicio, eliminando el uso de la garrafa social, en algunos casos y el costoso uso del zeppelín.
En el barrio Argentino la obra que se ejecuta es por un monto de 8,6 millones de pesos y está destinada a 232 familias que residen en esa zona; en el barrio Arraigo la inversión es de 16 millones de pesos y alcanzará a 516 usuarios; en tanto que la obra más importante tiene lugar en el barrio Mirador, donde el monto es de 10,6 millones de pesos y estará destinada a 1800 vecinos.
El ministro de Obras y Servicios Públicos, Luis Vázquez, se refirió a los trabajos que se ejecutan y explicó que “se está trabajando en plantas reguladoras de gas que vienen como continuidad de la obra que se hizo previamente aquí y la ampliación de transporte hacia la zona de la Margen Sur. Esta obra complementa y regula la presión de gas para todas las redes que están trabajando en este momento”.
Vázquez detalló que en el barrio “el trabajo que se está haciendo es por sectores de 50 metros con previo aviso a los vecinos. Se hace la zanja, luego se ingresa el caño para posteriormente realizar las fusiones, se inspecciona por Camuzzi y se cierra. La idea es hacer una cuadra por día para interrumpir lo menos posible la vía pública y estará finalizada para el mes de julio”
El secretario de Hábitat, arquitecto Alberto Ibarra, destacó que “esta es una obra fundamental para los vecinos porque se aumentará la capacidad de gas en los barrios de la Margen Sur. Sin esto las nuevas redes de gas no podrían tenerlo”.
Para finalizar explicó que “se toma el gas de la planta de Portolan y se lleva 1800 metros en un caño de acero hasta el barrio Arraigo Sur donde hay otra planta reguladora de presión que va a enlazarse con los demás barrios para abastecer de gas a todos los vecinos”.