Actualidad

Trabajadores de Foxman paralizaron la fábrica en reclamo de salarios adeudados

RIO GRANDE.- Los empleados de Foxman tomaron la drástica determinación de paralizar la actividad y manifestarse en el acceso a la planta fabril del Parque Industrial, en reclamo de salarios adeudados.

Una veintena de operarios, bajo el frío y la lluvia de la mañana de ayer, denunciaran a los representantes de la empresa por no cumplir con el plan de pago que habían acordado hace algunas semanas atrás.

De acuerdo a lo expresado a El Sureño por los trabajadores en el lugar, el viernes pasado se venció el plazo para pagar la segunda cuota del salario del mes de julio, tal y como se había acordado con Gastón Hervías, representante de la firma.

Pero la situación reviste aún mayor gravedad dado que la empresa que fabrica equipos de aire acondicionado les adeuda a trabajadores contratados el mes de mayo y junio lo pagará en dos cuotas: la mitad antes de fin de año y el resto de ese mes, en 2019.

Notorio malestar

Miguel AMeri, delegado de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) en Foxman, contó que “estamos tratando de que esta gente se digne a pagarnos. Les dimos todas las posibilidades para ello y ni así se dignan a cumplir con su obligación”.

“El mes de mayo lo terminamos de cobrar en julio. Arreglamos que junio lo van a pagar en octubre y noviembre. Es todo muy complicado. Solo cobramos una parte del total del personal y siguen las promesas, la última fue para regularizar sueldos atrasados y no cumplieron. Mientras, nos siguen prometiendo que van a pagarnos”, reprochó.

Ameri destacó que “somos 26 operarios y dos supervisores, más los empleados fuera de convenio. En total somos 32 personas que paralizamos toda la actividad. La semana pasada empezó este conflicto porque había falta de materiales y porque ya nos venían prometiendo pagos que después no cumplían”.

“Gastón Hervías es el apoderado. Hablamos muchas veces con él, pero la plata tiene que venir de Buenos Aires y no mandan un peso. Desde Buenos Aires nos reprochan que no aguantamos ni un día, pero los venimos aguantando desde diciembre. Esta gente nunca pagó en tiempo y forma”, develó.

Para cerrar, el delegado fabril precisó que “no vamos a abandonar la medida y tampoco vamos a abandonar la fábrica. Nosotros creemos que esa fábrica está abierta por el empeño de los trabajadores, de la UOM y de todos los que queríamos que la fábrica esté abierta. Pertenecemos a ella y nadie quiere bajar los brazos”.