Noticias

Planta potabilizadora: El Municipio pagó dos certificaciones de obras por 5 millones de pesos

Los pagos corresponden a las certificaciones 26 y 27, por 1,6 millones de pesos la primera y 3,5 millones de pesos la segunda. Con esto se evitarán atrasos en la ejecución.
RIO GRANDE.- Con el pago de más de 5 millones de pesos, correspondientes a dos certificados de obras presentados por la empresa Proalsa, la Municipalidad garantizó así la continuidad de la obra de ampliación de la planta potabilizadora El Tropezón, evitando así nuevas demoras, de manera que los trabajos sigan a un ritmo sostenido y puedan finalizar en junio del año que viene.

A través de una gacetilla de prensa, desde el Municipio recordaron que en abril, con el pago de 35 millones de pesos, decididos por el intendente Gustavo Melella, se había logrado la reactivación de la obra, que estuvo paralizada varios meses, presentando un 60 por ciento de avance. Luego del pago realizado por la Municipalidad, hubo un 15 por ciento más de avance.

Ahora, los pagos correspondieron a la certificación número 26 por un total de 1.631.122,47 pesos y a la certificación número 27 por un monto de 3.565.083,75 pesos; completando así la suma de 5.196.206,22 pesos.

En este caso se recurrió a una mecánica similar, cancelando las certificaciones presentadas por la empresa para que continúe la obra y una vez que el Fideicomiso libere los fondos reintegrar ese dinero al erario municipal.

El intendente Gustavo Melella aseguró que los 35 millones de pesos recuperados serían destinados, casi en su totalidad, para garantizar pagos de nuevas certificaciones de la mencionada obra, subrayando la importancia que la nueva planta potabilizadora se finalice con la mayor celeridad posible. Con los pagos realizados, cumplió con lo declarado.

Cabe recordar que el Ejecutivo Municipal logró en el mes de noviembre el acompañamiento y la autorización por parte del Concejo Deliberante para acceder a un empréstito de 150 millones de pesos que garantizarán los recursos para que la obra no se detenga en caso de nuevos atrasos en los pagos del Fideicomiso.

El avance de obra de la ampliación es de un 75 por ciento.