Actualidad

El Gobierno apunta a la falta de control en obras públicas durante la gestión Ríos

El secretario de Planeamiento y Servicios del Ministerio de Educación, Pablo Havelka, aseguró que el inicio de clases el 29 de febrero “está garantizado” y para ello se invertirán 100 millones de pesos destinados a los edificios escolares y de salud. Sostuvo que se pidió la intervención del Tribunal de Cuentas, además de una auditoría interna y externa. “Hay trabajos que teóricamente las empresas tendrían que haber hecho y no los hicieron, estamos investigando si fue por falta de costos, porque no quisieron o porque la fiscalización no fue adecuada”, informó.
RIO GRANDE.- La emergencia edilicia que solicitó el Gobierno de Rosana Bertone a la Legislatura no solo está planteada para los establecimientos educativos, también tiene que ver con el esquema de salud, y para ello se destinarán 100 millones de pesos durante los trabajos que se realizan en verano.

El secretario de Planeamiento y Servicios del Ministerio de Educación, Pablo Havelka, señaló en FM Aire Libre que “se está hablando de un monto estimado de 100 millones de pesos para poder paliar, esto es arrancar con las clases y el funcionamiento de los Hospitales y Periféricos”.

El funcionario sostuvo que el sistema “está colapsado” y remarcó que en los establecimientos educativos “hay años de desidia y falta de mantenimiento”.

“Esto va a ser por un año, primero tenemos que garantizar el inicio de las clases y después ir manteniendo los edificios durante el año e ir resolviendo las problemáticas de fondo. Además del mantenimiento de la parte diaria hay problemas edilicios muy profundos”, añadió.

Havelka apuntó además a la falta de controles del Gobierno anterior. “Se han licitado un paquete de escuelas en Ushuaia y Tolhuin, con un sistema que en principio no es malo, pero que tiene problemas puntuales como que nunca hubo control de las empresas que trabajaron en estas ciudades, y los valores que se manejan son a marzo de 2015 y hoy tenemos un aumento que en algunos casos es de hasta 200% en los insumos”, explicó.

En este orden indicó que “al evaluar que no se han hecho los trabajos que entendemos que se han tenido que hacer, hemos pedido la intervención del Tribunal de Cuentas para que ellos hagan una evaluación de cómo están los establecimientos educativos, y a partir de ahí sí nosotros entrar y resolver las problemáticas”.

Y agregó que además “hemos pedido una auditoría interna y externa, en función de que son fondos que tiene el Ministerio de Educación que son de toda la comunidad y tenemos que hacer valer que se hayan invertido en el mantenimiento de las escuelas, y si no es así, que las personas que no lo han hecho se hagan cargo de las consecuencias”.

Respecto a los llamados a licitación realizados durante la gestión anterior, indicó que “no puedo decir que haya habido irregularidades, eso lo va a determinar la auditoría interna, lo que si encontramos es falta de control que determine que las empresas terminen el trabajo que se comprometieron a hacer”.

“Cuando hemos llegado a varios establecimientos educativos nos encontramos que hay trabajos que teóricamente las empresas tendrían que haber hecho y no los hicieron, que estamos investigando si fue por falta de costos, porque no quisieron o porque la fiscalización no fue adecuada”, manifestó.

Havelka sostuvo que el inicio de clases el 29 de febrero “está garantizado” y que “se está trabajando para que el inicio sea con la problemática de fondo solucionada, por eso está previsto en la Ley de Emergencia una mesa de trabajo con Obras Públicas para ir garantizando las obras fundamentales y de fondo para dinamizar y resolver los problemas”.

 

Havelka sostuvo que el inicio de clases el 29 de febrero “está garantizado”.
Havelka sostuvo que el inicio de clases el 29 de febrero “está garantizado”.