Política

Juró el contador Carlos Iommi el cargo de vocal del Tribunal de Cuentas

El contador Carlos Iommi juró este martes el cargo de Vocal del Tribunal de Cuentas Municipal en representación del Departamento Ejecutivo Municipal completando de este modo la vacancia dejada por el contador Gabriel Clementino tras su alejamiento de esta función de contralor.

Esta jura se concretó en el marco de una sesión especial convocada en el Concejo Deliberante y dicho juramento fue tomado por el presidente del Cuerpo, el doctor Raúl Von Der Thusen.

El intendente Gustavo Melella asistió acompañado por los secretarios de Participación y Gestión Ciudadana, doctor Federico Runín; de Promoción Social, profesora Gabriela Castillo; de Modernización e Innovación, profesora Laura Rojo y el Gerente Ejecutivo de la Agencia Municipal de Deportes y Juventud, profesor Diego Lassalle.

 

El mandatario riograndense confió que “la verdad que es una alegría porque es un acto institucional y el contador Iommi es un profesional joven; es contador, también está siguiendo la carrera de abogacía. Es una persona que se ha encargado de la Auditoría Interna del municipio, es quien garantizó la transparencia de la gestión internamente y ahora tiene que garantizar la transparencia de todos los actos de gobierno de la ciudad”.

 

El intendente Jefe comunal dijo: “quiero felicitarle y agradecerle a él esta misión y este trabajo que es cuidar los fondos de todos los vecinos. Por más que él sea el representante del Ejecutivo municipal, él tiene que cuidar que hagamos muy bien las cosas, así que es una alegría poder contar hoy con el vocal del Tribunal de Cuentas Municipal”.

 

El profesor Gustavo Melella recordó que el contador Iommi “empezó en el Tribunal de Cuentas y qué mejor que volver a este órgano de control después de haber recabado tanta experiencia como auditor interno en el Municipio. La verdad que fue un gran trabajo y muy arduo el que hizo y que hoy tiene esa misión y esa función por encima del Intendente por más que sea su representante, porque es cuidar los fondos de todos”.

 

Por último el intendente Gustavo Melella observó que “el Tribunal de Cuentas tiene un rol técnico y no político como en algún momento se había dado. Observa aquellas cosas que hay que corregir, aconseja y controla qué es lo que se tiene que hacer y la verdad es que el control es exhaustivo y muy técnico y muy profundo y eso es bueno porque separa la cuestión netamente política que eso muchas veces traes conflicto, de la cuestión técnica que justamente es garantizar que cada peso de la ciudad se utilice como corresponde”.

 

En tanto el doctor Federico Runín comentó que “se cumplió con cubrir la vacante que faltaba en el Tribunal de Cuentas Municipal, vinimos a acompañar la jura del contador Carlos Iommi, vinimos prácticamente con todo el Gabinete y creemos que el TCM es fundamental porque tiene un rol y una función muy importante en el marco de la Carta Orgánica que tiene que ver con todo el control de la hacienda pública”.

 

“Espero estar a la altura de las circunstancias”

 

Por su parte el flamante tribuno confió que “en principio quiero agradecer al profesor Gustavo Melella, nuestro intendente, por la confianza depositada. Espero estar a la altura de las circunstancias. Se que va a ser una tarea ardua, pero confío en el cuerpo de profesionales del Tribunal de Cuentas Municipal y en los dos vocales que hasta ahora han venido desarrollando la gestión”.

 

Agregó el contador Carlos Iommi que “nuestra función, la tarea del Tribunal de Cuentas Municipal, es eminentemente técnica y no debe confundirse con lo político y es lo que pretendemos. Por lo que hemos estado charlando con los otros dos vocales es justamente eso, jerarquizar en ese sentido, al Tribunal de Cuentas Municipal”.

iommi0