Policiales

Bombero del Cuartel Central rescató a un joven

Un joven de apellido Segura fue salvado de milagro luego de ser rescatado por un bombero voluntario, inconsciente, en una vivienda afectada por un incendio. El hecho ocurrió ayer y fue el segundo siniestro en pocas horas, ya que la noche del sábado dos casillas del asentamiento “El Mirador” quedaron destruidas por el fuego.

USHUAIA.- Un integrante de Bomberos Voluntarios rescató a un joven de 22 años, que se encontraba inconsciente en el interior de una vivienda que fue destruida por un incendio, que se habría originado de manera accidental. El joven fue sometido a las prácticas de primeros auxilios para dejarlo consciente y luego fue llevado a la guardia del Hospital para establecer que no padecía lesiones de gravedad.

El incendio ocurrió ayer a las 11:00 en una vivienda ubicada en calle Isla de los Pájaros 330. Al arribar los bomberos había mucho humo en el inmueble y comenzaron los trabajos de extinción. En ese entonces, efectivos de la Comisaría constataron que la parte afectada de la casa es un sector que era alquilado por un joven de apellido Segura, por lo tanto comenzaron la tarea de búsqueda.

Uno de los integrantes de los bomberos voluntarios, José Chávez del Cuartel Central de los Bomberos de Ushuaia, pudo localizar al inquilino, quien estaba inconsciente y por lo tanto debió arrastrarlo hasta el exterior de la casa a tiempo, para evitar una posible fatalidad, debido a que presentaba signos de asfixia por la inhalación de monóxido de carbono.

El muchacho fue asistido en el Hospital Regional Ushuaia, donde fue dado de alta un par de horas después, luego de constatarse que no sufrió lesiones de gravedad.

Sobre las causas del incendio, conforme a lo informado por el perito de la Policía Científica, el fuego habría tenido un origen hipotético accidental por mala conexión eléctrica.
Otro incendio

El sábado, en el asentamiento denominado El Mirador, dos viviendas fueron destruidas por el fuego aparentemente producto de un corto circuito.

El hecho se produjo alrededor de las 21:00 del sábado, en la numeración 136 donde se emplazaban dos casillas. En la vivienda posterior se inicia el fuego en la planta alta, donde vive una pareja junto a sus dos hijos menores, mientras que en la casa que da al frente del terreno reside otra familia que se encontraba ausente.

Desde la Policía se informó que el fuego afectó en un 90 por ciento de los inmuebles, y pese al esfuerzo de los bomberos no fue mucho lo que se pudo salvar. De acuerdo a las pericias realizadas por personal de la División Policía Científica el fuego tendría un origen hipotético accidental ya que se trató de una sobrecarga eléctrica en una de las paredes.

Dos casas quedaron destruidas por un incendio en el asentamiento “El Mirador”.
Dos casas quedaron destruidas por un incendio en el asentamiento “El Mirador”.