Sin categoría

“El año pasado llegamos a los 1100 inscriptos”

La Dirección Municipal de Educación, de la Secretaría de Promoción Social realiza desde 2012 un acompañamiento académico, con becas para estudiantes terciarios y universitarios; tanto para los radicados en la ciudad como en otros puntos del país.

RIO GRANDE.- El Director de Educación, Lic. Pablo López Silva señaló que en 2018, el programa de becas, que comenzó con 600 inscriptos, llegó en abril llegamos a los 1100.

“Fue una cuestión que nos superó totalmente, e incluso a lo que teníamos presupuestado, pero hubo una decisión política de nuestro intendente Gustavo Melella de otorgarle a todos los postulantes la beca”, señaló Silva.

Además destacó el avance realizado en la posibilidad de que los becarios realicen diferentes acciones en la ciudad: “Es algo que nosotros llamamos ‘contraprestación’. Lo que significa es que le devuelven a la ciudad lo que sus ciudadanos han hecho pagando sus impuestos y que gracias a eso se pudo brindar estas becas”, explicó el funcionario.

“Fue muy interesante porque estas acciones se desarrollaron dentro de la ciudad y los vecinos de una u otra forma recibieron de parte de esos estudiantes un aporte que en este caso estuvo orientado al apoyo escolar, acompañamientos recreativos, en algunos ámbitos de ONG o bibliotecas. Entonces los becarios fueron ofreciendo a la comunidad sus capacidades y potencial que en muchos casos estaban asociados a la carrera que ellos estudian” detalló.

Silva señaló que otra de las preocupaciones en este sentido había sido determinar de qué forma se podía hacer llegar el beneficio de este programa a los estudiantes radicados fuera de la provincia: “Nosotros tenemos toda una estadística. La mayor cantidad de estudiantes están en Córdoba, hay muchos en La Plata y en la CABA”, comentó.

“En lo que pudimos avanzar este año y que me parece muy valioso es un convenio con las universidades nacionales de esas dos últimas ciudades para que los estudiantes becados puedan hacer actividades comunitarias dentro de sus instituciones y ahora lo que estamos trabajando es para que esto mismo pueda producirse en Córdoba”, agregó.

Y concluyó: “La idea es que no sólo sea un acompañamiento desde lo económico sino que a los estudiantes les van atravesando otras cuestiones. A veces no tienen para el boleto, se quedan sin dinero o por problemas de enfermedad, la alimentación, movilidad, y todo esto dificulta su paso universitario y lo que queremos es trabajar con las universidades, también asistirlos en las cuestiones que les van pasando”.

 

Más de mil estudiantes riograndenses recibieron becas estudiantiles municipales, sólo en 2018.