Jubilados autoconvocados presentaron el petitorio en la Legislatura, con el respaldo de casi 600 firmas

Luego de recolectar firmas durante cuatro días, en toda la Provincia, ayer finalmente los jubilados autoconvocados lograron entregar el petitorio con 594 firmas, en la mesa de entrada de presidencia de la Legislatura. En primer término, exigen a la gobernadora Ríos el pago inmediato de los 300 millones de pesos adeudados a la cuenta asistencial y previsional. Esperan más planillas con adhesiones de las delegaciones de Córdoba y Buenos Aires, y de las que se recolectaron a través de Internet.

W0481oo31vncw5lwwggui12Un grupo de veinte jubilados autoconvocados de Ushuaia, entregó ayer, en mesa de entrada de presidencia de la Legislatura, un petitorio con casi 600 firmas que lograron recolectar durante cuatro días con la colaboración de vecinos de toda la Provincia, en el que plantean la modificación a la Ley de Jubilaciones.
En principio se habían dirigido a los bloques legislativos para poder ser recibidos por los legisladores que integran la Comisión de Receso, pero ninguno de ellos se encontraba en el lugar, por lo que precedieron a acercarse a la Presidencia donde les recibió la nota un agente del Poder Legislativo.
Si bien el documento en el que se plantea al Gobierno provincial, la modificación urgente de la Ley de Jubilaciones 561, se entregó con la firma de 594 personas, a lo largo de la jornada del martes ya habían alcanzado las 630 adhesiones.
En el petitorio exigen, a la gobernadora Fabiana Ríos, en primer término, el pago inmediato de los 300 millones que adeuda el Ejecutivo provincial a las cuentas asistencial y previsional.
En segundo lugar, solicitan a los legisladores que arbitren las medidas necesarias tendientes a poner en práctica la derogación del Artículo 18 de la Ley 561, así como también de la Ley 721 (art. 21″B” de la ley 561).
Los jubilados piden, además, que la determinación del haber se ejecute de acuerdo al equivalente al 82 por ciento del promedio de los sueldos percibidos dentro de los últimos ocho años, según lo establece el Artículo 43 de la Ley 561.
La jubilada Patricia Blanco, anticipó que faltan sumar las firmas de afiliados que se encuentran en Córdoba y Buenos Aires, y de las que se recolectaron a través de Internet.
Por último, se mostró agradecida por la buena recepción que tuvo, en los afiliados, la iniciativa de la entrega de un petitorio, señalando que “en cuatro días hemos tenido un acompañamiento muy bueno y esto significa que la gente quiere cambiar”.